Pancakes rellenos de nutella: Algo diferente para el desayuno o merienda

¡Volvieron las recetas!

Y también volvió un nuevo post, claro.

Les tenía abandonados desde hace un buen tiempito, pero los que me siguen en mis redes sociales, sabrán que nació mi bebé y como se imaginarán… El tiempo que tengo para mí es solamente -literal- cuando Mauri está dormido.

Bueno, volviendo al tema del post, esta vez les vuelvo a traer una receta para una merienda súper deliciosa, con ingredientes que podés encontrar en tu heladera y lo mejor de todo: Se prepara todo en 15 minutos y tenés en tu mesa algo diferente y rico para merendar.

Pancakes rellenos de Nutella

Estos pancakes son parecidos a los que solemos ver tantas veces en los desayunos de los personajes de las pelis americanas, pero tiene un toque especial: Nutella.

¡Es demasiado fácil de preparar! Y van a ver que vale toda la pena.

Seguí leyendo y te explico los ingredientes y los pasos a seguir.

Para 5 pancakes:

140 g o una taza de harina

150 ml de leche

1 huevo

2 cda de azúcar

1/2 cda de polvo para hornear

2 cda de aceite

1 cdta de vainilla en polvo

1 pizca de sal

Nutella

Primer paso:

Lo primero que tenés que hacer, es congelar unos discos de nutella. Para hacerlo, es muy fácil: Tomás una cuchara bien cargada de nutella y lo esparcís en forma de disco en un plato o recipiente.

Repetís el paso según la cantidad de pancakes que vas a hacer y los colocás en el congelador.

Segundo paso:

Para hacer la masa de los pancakes, colocá en un recipiente la harina, leche, huevo, 2 cucharadas de azúcar, media cucharada de polvo para hornear, 2 cucharadas de aceite, 1 cucharada de vainilla en polvo y pizquita de sal. Luego, batís todo y fijate que no quede ningún grumo.

Tercer paso:

En una sartén, colocar unas gotas de aceite y espacirlas con servilleta en toda la superficie. Lo que queremos es que quede un chiqui húmeda nada más. Una vez que esté caliente, agregás en forma circular la masa y enseguida, le colocás encima el disco de nutella congelada. Luego, le volvés a colocar más masa encima de la nutella, ya que ésta tiene que quedar en el medio. En este paso, debés colocar sólo un poco y en el centro la masa porque ésta se esparce rápido y puede que se desborde y te quede un pancake sin forma.

Tratá de hacerlo todo rápido atendiendo de que no se queme y luego lo volteás.

Cuando ves que ya está doradito, ¡está listo!

También pueden seguirme en mis redes sociales, en mis historias suelo compartir el proceso de preparación de las recetas.

¿Y qué les pareció? ¡Cuéntenme en los comentarios si lo intentaron!

Dejá un comentario

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *